Es un error seguir una dieta concreta sin tener en cuenta nuestra salud bucodental según el tipo de alimentos que ingerimos. Hay que tener en cuenta que algunos son ricos en distintas vitaminas necesarias para nuestro cuerpo, y previenen dolencias diversas, pero también contribuyen a que aumente nuestro riesgo de sufrir halitosis, sarro y caries, por citar algunos de los problemas que se pueden ocasionar en nuestra boca.

Sin embargo, otros alimentos también nos ayudan a combatir y prevenir problemas diversos.

A continuación, te hablamos de algunos de ellos. Puedes comentarlos con tus pacientes o usar estos conocimientos como contenido para una revista de tu clínica. Ampliar este tipo de conocimientos es posible estudiando el FP Grado Superior de Higiene Bucodental en Escola Pejoan.

Alimentos buenos para los dientes

Fruta

Además de todas las propiedades beneficiosas que nos aporta, la fruta también nos ayuda a mantener nuestros dientes fuertes y sanos, así como a blanquearlos.

Sin ir más lejos, la manzana, la pera, el kiwi y la sandía contribuyen a limpiar la superficie de los dientes y las encías. Si buscas el efecto blanqueador del que te hablábamos, tus mayores aliados serán las uvas y los limones.

Las fresas, por su parte, contienen xilitol, que ataca a las bacterias de la placa dental y evita la desmineralización de los dientes.

Verduras

Apuesta por las verduras crujientes, porque contribuyen a eliminar restos de otros alimentos de tus dientes, los cuales pueden producir manchas en el esmalte. El rábano y la zanahoria, por ejemplo, acabarán con dichos restos y con la placa bacteriana.

Además, entre los vegetales, también encontrarás al mayor enemigo de la halitosis: el apio.

Fósforo

La leche, el pescado, los huevos, las legumbres, calabacines, nueces… Todos estos alimentos son ricos en fósforo, y tus dientes agradecerán que los consumas, dado que, al igual que ocurre con el calcio, se trata de un elemento fundamental para la estructura de los dientes.

Lácteos

¿Sabías que muchos expertos recomiendan masticar un trocito de queso después de comer? Puede sonar raro, pero esto es así porque el yogur, la leche y el queso son blanqueantes naturales que, además, combaten el mal aliento.

Esto sucede, en gran medida, gracias al ácido láctico.

Té verde

Cuenta con propiedades antioxidantes y, además, combate las enfermedades de las encías.

Otros

Algunos caprichos son buenos para nuestra salud bucodental. Por ejemplo, el vino tinto previene las caries; el chocolate, gracias a la teobromina que contiene, mineraliza el esmalte y reduce la sensibilidad dental; la cerveza rubia combate bacterias y hongos, gracias a su contenido en silicio y calcio…

En cuanto a condimentos, el perejil, la menta y la albahaca te ayudarán a neutralizar el mal olor.

Una dieta variada ayudará al paciente a cuidar de su cuerpo y de su salud bucodental, así que no dejes pasar la oportunidad de transmitirle algunos de estos conocimientos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *