Una de las muchas tareas de un protésico dental es dar forma a carillas dentales. Las carillas no son más que unas láminas delgadas que su usan para cubrir los dientes y así obtener una sonrisa más estética.

Composite y porcelana. Tipos de carillas.

Las carillas de porcelana son las mas resistente. Por eso se opta por ellas cuando lo que queremos es cubrir una fractura grave. Además, estas también ofrecen un color y un aspecto más natural.

Esto no significa que las de composite sean de mala calidad y no se deban usar, sino que es mejor hacer uso de ellas solo para para tapar pequeños defectos o roturas. A este tipo, les da forma el dentista encima del propio diente mientras que las otras son creadas por un protésico dental en su laboratorio.

Las primeras, duran más, su aspecto natural se mantiene durante tiempo. Lo mejor que ofrecen, es la posibilidad de retirarlas sin ningún riesgo. Cosa que no ocurre con las segundas.

Duración de las carillas dentales

La duración de estas depende, primero de todo, del material escogido. Mientras las carillas de resina aguantan alrededor de 6 años, las de porcelana pueden llegar a los 20.

El cuidado de estas es fundamental, una buena higiene dental, usando hilo y cepillando los dientes 3 veces al día ayudará a mantenerlas por más tiempo. Por supuesto, las revisiones periódicas al dentista, una o dos veces al año, resultan cruciales.

Los alimentos que consumimos también. Los vinos y el café, entre otros, tiñen los dientes, así como el tabaco. Los huesos y frutos secos también pueden erosionar los implantes, o incluso quebrarlos.

Carillas dentales
Carillas Dentales

Verdad o mentira

Las carillas dentales suponen un riesgo. Mentira, para colocarlas es necesario tallar o lijar un poco el esmalte, pero cada vez menos y realmente no conlleva riesgos.

Todos podemos usar carillas. Mentira, lamentablemente no, cuando se trata de malposiciones severas o problemas graves de maloclusión.

Las carillas no se pueden blanquear. Verdad, estas son translúcidas, por lo tanto, cuando los dientes sobre los que se colocan son muy amarillos y queremos obtener una sonrisa más blanca, primero tendremos que hacer un blanqueamiento dental.

Mejoran la estética dental. Verdad, de hecho esta es su misión fundamental. Pueden corregir el color, el tamaño, la posición y hasta la forma de los dientes.

Pros y contras de las carillas

Si después de leer todo esto aún sigues preguntandote si debes ponerte o no carillas dentales, a continuación te dejamos una lista de pros y contras para ayudarte con tu decisión:

Ventaja 1: Más resistencia a las manchas. Las carillas, aunque también sufren coloración, lo hacen mucho menos que los dientes naturales.

Desventaja 1: El precio, hacer este tratamiento no es barato, este depende del material y el profesional que optemos, pero hay que ir con cuidado, como todos sabemos, lo barato sale caro.

Ventaja 2: Corrección de la alineación y las separaciones. Las carillas pueden hacer que nuestra sonrisa luzca más recta y sin esas separaciones tan antiestéticas.

Desventaja 2: Aumento de la sensibilidad. Al tener que rebajar el esmalte para colocarlas, provocamos que se aumente la sensibilidad dental. Aunque hoy en día tenemos muchos productos para disminuir sus efectos.

Ventaja 3: Acaba con la erosión. Si tus dientes sufren de erosión o abrasión, estás de enhorabuena, las carillas son tu mejor solución.

Desventaja 3: Son irreversibles, es decir, una vez las colocamos, aunque las podemos retirar, es solo para cambiarlas por otras.

Si estás planteandote realizarte un tratamiento de esta índole, te recomendamos que hablas con tu dentista de confianza, solo el puede decirte si realmente las carillas dentales son la solución que necesitas.

En Escola Pejoan, desde nuestro curso de prótesis dental, trabajamos para formar a los mejores profesionales y que puedas obtener así el mejor resultado en tu tratamiento de carillas dentales.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *